Resumenes de Trabajos

  • Caracterización de la curva de lactancia y composición láctea de cabras criollas de distinto número ordinal de parto mantenidas a pastoreo en una pradera natural mediterránea

Resumen

-

Abstract

-

Profesor Guía: Patricio Pérez M.

El presente trabajo tuvo como objetivo evaluar la producción y composición láctea de un rebaño de cabras criollas. El ensayo se realizó en un predio ubicado en la comuna de Paine, Región Metropoli­tana. Las cabras fueron agrupadas en tres estratos según su número ordinal de parto (NOP), obtenién­dose 12, 19 y 10 animales de segundo, tercer y cuarto parto, respectivamente. Los animales fueron mantenidos bajo un manejo tradicional extensivo sobre una pradera mediterránea anual. La estima­ción de la producción de leche se hizo a través del ordeño manual, realizado semanalmente desde la 1a a la 28a semana de lactancia. Para el análisis composicional de la leche se tomaron muestras indivi­duales cada 3 semanas a partir de la séptima sema­na. Los componentes lácteos analizados fueron: sólidos totales (ST), materia grasa (MG), proteína (PT) y cenizas (CN).

Los datos de producción diaria de leche se ajus­taron al modelo algebraico de Wood (1967) con un r2 de 0,63. La producción promedio acumulada del rebaño fue de 92,57 kg hasta las 28 semanas de lactancia. No se encontraron diferencias significati­vas entre los grupos NOP 2 y NOP 3, y ambos tuvieron una producción significativamente mayor que el grupo NOP 4 (p  0,05). La producción máxima de leche se produjo en la cuarta semana después del parto en los grupos NOP 3 y NOP 4 y en la sexta semana en el grupo NOP 2; el índice de persistencia calculado fue de 43,2%.

La estimación de los diferentes componentes de la leche en las cabras fue la siguiente: 15,4% ST; 6,1 % MG; 4,4% PT y 0,9% CN. El NOP presentó un efecto significativo sobre el porcentaje de ST y PT (p ≤ 0,05). Se encontraron correlaciones positi­vas y significativas entre ST y MG, ST y PT, MG y PT, PT y CN (p ≤ 0,05). El nivel productivo de este rebaño es considerado bajo, asemejándose a los niveles obtenidos por razas de carne. Estos resulta­dos se deberían a un déficit nutricional, dado por las limitaciones cuanti y cualitativas del recurso fo­rrajero y, además, por un bajo potencial productivo de los animales.